martes, 16 de marzo de 2010

Igualdad de gènero

Hombres y mujeres las dos cara de una misma moneda


    Más que exponer sobre igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres, sería conveniente plantearnos la complementariedad de ambos sexos,el ser humano es producto de la fusión de un par de gametos, biologìcamente interdependientes y relacionados entre sí, los géneros masculino y femenino son dos caras de una misma moneda, ante la naturaleza, tenemos un equilibrio de oportunidades como seres vivos,sólo existen rasgos que determinan nuestras características reproductivas,pero lejos de hacernos diferentes,únicamente marcan nuestra respuesta fisiológica, evolución y desarrollo orgánico,pero, ésto está muy alejado de entenderse como desigualdades o diferencias entre hombres y mujeres, los individuos tienen condiciones específicas que marcan su manera de acoplarse como piezas de ese gran puzzle que conforma la humanidad.

     Es importante destacar,que, es únicamente la sociedad la que ha ido marcando desigualdades entre mujeres y hombres, al clasificar y condicionar, actividades u opiniones, propias para un género u otro, estableciendo una brecha que aisla al ser humano en dos grandes grupos, casi opuestos, cuando en realidad, insistimos, son elementos complementarios.

     Es preciso agregar, que para establecer estructuras y estrategias comunes, para imponer la igualdad de oportunidades, es necesario eliminar toda etiqueta, corriente o denominación de un grupo de individuos, que resulta esquemática y engañosa cuando no francamente distorsionada de las desigualdades.

      Por lo tanto, las estrategias destinadas a establecer la paridad de oportunidades, deben ser el producto de unas medidas que permitan contrastar o corregir aquellas discriminaciones que son la consecuencia de prácticas o de esquemas sociales preestablecidos.

      Finalmente, la igualdad real se conseguirá cuando en definitiva el colectivo femenino y masculino participen en todas las profesiones o actividades a todos los niveles de responsabilidad en los distintos puestos de trabajo, cuando las condiciones de partida para las mujeres y los hombres sean las mismas cuando haya NO haya necesidad de acudir a ninguna medida compensatoria,que asegure a un género la igualdad con respecto al otro ,en síntesis cuando haya un verdadero equilibro y las oportunidades sean niveladas y compensadas para todos y todas,cuando en un mismo contexto y bajo las misma circunstancias no haya ventajas por ser de un determinado grupo biológico, se nos mire, evalúe y pida lo mismo sin tomar en cuenta nuestro par de cromosomas sexuales,ese día habrá igualdad..mirando más allá de las diferencias biológicas la igualdad es posible.
Ana.C.Manrique.Bernal

No hay comentarios: